miércoles, 18 de agosto de 2010

URIHS: Unit of Research in Hand Surgery

 El Hospital Gregorio Marañón de Madrid ha dado alas a una ambiciosa unidad de investigación coordinada por el Dr. Rojo Manaute (MD, PhD).

La unidad se conoce como URIHS (Unit of Research in Hand Surgery) y pretende convertirse en una referencia internacional en cuanto a nuevas técnicas quirúrgicas de miembro superior se refiere. Su perfil es multidisciplinar, albergando investigadores procedentes de distintas especialidades médicas (Cirugía Ortopédica y Traumatología, Medicina Física y Rehabilitación, y Medicina de la Educación Física y el Deporte), lo cual la convierte en una unidad pionera en nuestro país.
CIMA (Cirugía por Invasión Mínima Ambulatoria) es el nombre del primer proyecto de la URIHS, en el que la unidad lleva trabajando cerca de dos años y que está dando sus primeros frutos. Entre ellos haber logrado disminuir el coste de las cirugías más frecuentes de miembro superior hasta en 41 veces, y haber aumentado el número de intervenciones de este tipo en un 315% desde su creación.
 
El programa CIMA no es un simple proyecto de investigación, sino una red de 19 proyectos paralelos y a la vez interconectados tanto por la colaboración de sus 14 investigadores como por la filosofía que los inspira: cuestionar los métodos quirúrgicos tradicionales en pos de la máxima eficiencia. Entre las patologías objeto del programa se encuentran las más prevalentes y demandantes desde el punto de vista asistencial para nuestro sistema sanitario incluyendo patología de mano, muñeca, codo y hombro.
Si bien el programa CIMA nació en el seno del Servicio de Cirugía Ortopédica y Traumatología del Hospital Gregorio Marañón, dada su proyección rápidamente ha estrechado lazos de colaboración con otros centros de España y Francia (Hospital Universitario La Paz de Madrid, Unidad Regional de Medicina Deportiva del Principado de Asturias, y Centre de la Main de Niza), incluyendo dos Departamentos de Anatomía (Universidad Autónoma de Madrid y Universidad de Oviedo).
Muchas de las técnicas en desarrollo por el programa CIMA se encuadran dentro de la llamada Rehabilitación Intervencionista, de la cual ya hemos hablado previamente en esta página y que abarca multitud de técnicas mínimamente invasivas para el tratamiento de patologías musculoesqueléticas y el dolor asociado a las mismas. Se trata de una subespecialidad ampliamente desarrollada en países como EEUU pero aún poco conocida en nuestro país. Más aún, el desrrollo de la metodología "Ultra-Mínimamente Invasiva" que se está haciendo en la URIHS es único en el mundo, por lo que los Hospitales Gregorio Marañón y La Paz de Madrid se sitúan en un puesto envidiable para impulsar este campo de la Rehabilitación Médica. En la actualidad existen varios rehabilitadores trabajando en el proyecto, entre ellos el Dr. Rodriguez Maruri y el autor de esta página.

URIHS cuenta con una fundación propia (Fundación URIHS), que se alberga dentro la Fundación para la Investigación Biomédica del Hospital Gregorio Marañón, y cuyos fondos están destinados al desarrollo del actual programa CIMA así como otros futuros.

Toda la información pública disponible relacionada con la unidad, sus proyectos e investigadores se encuentra en este ENLACE.

2 comentarios:

Samfrado dijo...

Fabuloso. Todo un ejemplo de cómo hacer las cosas y también una muestra de cuanto queda por hacer en medicina. Muchas veces perdemos de vista que quien realmente hace las instituciones son las personas que las forman y que cada individuo tiene que poner mucho de su parte. El Dr Rojo Manaute, aunque sin duda ha sabido rodearse de un gran equipo de colaboradores estoy seguro de que ha puesto todo su empeño y esfuerzo personal para aprovechar todos los recursos que tuviera a su alcance.

Alberto, ¿hay más recursos en rehabilitación? ¿Estamos haciendo todo lo que podemos?

Dr. Alberto Capa dijo...

Hola Sam:

URIHS es un ejemplo de lo que está por venir, y aun queda muchísimo por desarrollar, pero está claro que sin el trabajo del Dr. Rojo jamás hubiera visto la luz y desde luego no se mantendría a flote.

Si hay algo que debemos agradecerle los rehabilitadores al Dr. Rojo es haber sido uno de los "recursos" en los que se ha apoyado para lanzar y desarrollar el proyecto. Quizá debieramos tomar su ejemplo e incluir aotros especialistas en nuestros proyectos y grupos de trabajo.

Por el momento somos varios los rehabilitadores que hemos visto en el URIHS una oportunidad para mejorar el estado de las cosas, aunque se trte de un campo de la Medicina muy específico.

Quizá lo realmente dificil sea hacer prospersr propuestas similares en todas las parcelas de nuestra especialidad. Aunque seguramente todos podemos hacer más, creo que poco a poco estamos consiguiendo cambiar nuestro perfil.

En lo sucesivo habrá más notucias al respecto.

Un abrazo.

Publicar un comentario